Visitas al blog

lunes, 16 de mayo de 2011

Hoy

Hoy le pediré al viento
que no sople fuerte,
y que solo roce suavemente tu rostro,
para que sepas que te estoy acariciando.


También le pediré al sol,
que no te queme mucho,
solo que te abrigue,
para que sientas mi calor.

Me tomaré el atrevimiento también
de decirle a la lluvia que no te moje,
solo que derrame algunas gotas,
para que sepas que mis ojos las derraman por ti.

Y por las noches le pedir­é a la luna y las estrellas
que sean testigos de nuestro amor,
y cada vez que las veas, te acuerdes de mí.

Y por último le pediré a Dios 
que te cuide y proteja,
y de ser posible que nunca te aleje de mí.

ncb ®

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog