Visitas al blog

domingo, 29 de mayo de 2011

Cuando un día...

Y cuando hayas andado, a tientas,
pues perdiste la luz,
Aquella luz de su mirar,
aquella que te ofrecía y
tu dejaste marchar.

Cuando no haya un sendero claro
por dónde regresar,
y debas continuar,
y con ello siendo más distante de sus abrazos,
de sus besos, cuando la luna no te de noticias de ella,
Buscaras su estrella.

Aquella que sus momentos iluminaba
y no la hallaras más
Es entonces cuándo, una vez más,
pensarás que fue un error haberla dejado marchar,
haber dejado su camino,
y virar a un camino 
que no te iba a mostrar el gran amor,
que ella siente, ese amor, 
que tu jamás podrás olvidar.

ncb

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Buscar este blog